sábado, 13 de febrero de 2010

EL RECUERDO


El recuerdo es como algo que cuando se pierde impulsa al corazón latir más lento, respirar más despacio, entornar los ojos, morir desalojado. El recuerdo es el instrumento que insta a poner colores a las cosas, a quedar como en Babia mientras se mira el infinito, a obviar momentos puntuales que casi no merecen la pena. El recuerdo es sin duda un mal aliado, el peor enemigo del que duerme a tu lado, la daga más venenosa que se puede clavar. También es el hierro incandescente al que uno se agarra cuando se vuelve viejo, es, la estúpida manía de traerlos de cuando en cuando para martirizar los recuerdos de los demás. El recuerdo son personas que ya no tienen cara, ni cuerpo, ni sensaciones; al no ser que ese recuerdo sea quien no hace lo que hace el resto. Yo a veces soy el recuerdo, ese imborrable porque sin saber muy bien por que jamás se equivoca cuando dice lo que puede suceder. En definitiva, el recuerdo se puede volver tan miserable como una foto ajada por el tiempo, o el recuerdo de un nombre que un día morirá para salud de los otros. Una vasija de barro que cuando se abre aniquila con la angustia de un tiempo que ya paso, de algo que en alguna ocasión nunca tuvo que suceder.Depende en que situaciones, el recuerdo es la sombra que siempre te acompaña y que sin saber muy bien por que perdura sobre los demás recuerdos

No hay comentarios: